30 de mayo de 2012

¡pobre flor! ¡qué mal naciste!



¡Pobre flor! ¡ qué mal naciste!
¡Qué fatal que fue tu suerte!
Al primer paso que diste
tropezaste con la muerte.
El dejarte, es cosa triste
el cogerte, cosa fuerte,
pues dejarte con la vida
es quedarte con la muerte.

Miguel Hernández

Este poema lo encontré en un cuaderno viajero de niños de primaria, cuaderno que va de mano en mano, cada niño aporta una adivinanza y en el reverso de la hoja hacen un dibujo de la solución. Esta adivinanza-poema me pareció de lo más hermoso y mi curiosidad me llevó a descubrir que era de Miguel Hernández, aunque no he podido encontrar una fuente fiable que me lo confirme. 
Una tarea escolar para padres e hijos de lo más enriquecedora.

Cuando la oscura noche parezca eterna, por favor, recuérdame

17 comentarios:

  1. Qué bonito Rosa.
    Has cambiado la apariencia del blog, no? me gusta mucho.
    un beso

    ResponderEliminar
  2. Un beso guapa, me alegro que te guste.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo8/31/2014

    hay una historia que me conto mi mamá y a ella se lo conto su mamá.
    Una mujer perdío a su esposo durante una fuerte enfermedad en tiempos dificiles y luego perdió a su hija de la misma forma, estaba tan triste que lleno la cama de su hija de flores y acostó a su hija muerta sobre ella y nadie la descubrío muerta ahí, cuando la mujer murio encontraron el cuerpo de ella y el de su hija desecho por el trato del tiempo y todas las flores. y una carta que decía este poema. Son leyendas de abuelas pero es realmente algo lindo <3

    ResponderEliminar
  4. La versión de un amigo poeta: cuenta una historia relacionada con el hallazgo de una calavera, entre cuyas cuencas oculares había crecido una flor, y que tan conmovedor y contradictorio escenario fue lo que inspiró al autor de tan bella rima...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, es correcta esa versión. Por lo menos es la que me llegó a mi

      Eliminar
    2. Anónimo11/14/2016

      Si, esta version es la que yo conozco.

      Eliminar
  5. Muy lindo mensaje el que nos transmite esta breve poesía. La había escuchado hace muchos años y derrepente me dio por buscarla en la WEB y ¡Maravilla! la encontré. Gracias por colocarla en este sitio. Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Anónimo9/22/2015

    ASI ES., ASI ME LO PLATICO MI PADRE, PASARON POR UN PANTEON Y AL VOLTEAR VE UNA CALAVERA QUE EN EL CUENCO DEL OJO HABIA GERMINADO UNA FLOR

    ResponderEliminar
  7. Anónimo10/09/2015

    La historia que me ha llegado a mí es que estaban paseando Miguel Hernández y unos amigos por un cementerio y repararon en unos huesos sacados de una sepultura tiempo antes, entre los cuales había una calavera de la que brotaba, a través de una de las cuencas oculares una bella flor. A partir de esta escena, le pidieron que improvisara una alegoría sobre aquella visión. En fin, no sé si será la historia real, pero como las demás aquí expresadas, es también muy atractiva, no creen ??

    ResponderEliminar
  8. Anónimo12/26/2015

    Mi abuelo quien nacio en 1905 se la enseño a mi padre y el dice que el se acuerda de un divijo d calavera con una rosa en un ojo

    ResponderEliminar
  9. Que casualidad, este poema me lo enseno mi abuela en 1952. Y nunca lo olvide...Que admirable la inspircion del poeta.Felicidades.

    ResponderEliminar
  10. Ni uno ni otro fue Quevedo y villegas

    ResponderEliminar
  11. Ni uno ni otro fue Quevedo y villegas

    ResponderEliminar
  12. Es mas iba paseando Quevedo con Felipe IV cuando se encontraron la calavera con la rosa...

    ResponderEliminar
  13. Yo lo se desde pequeño i me dijeron que era de Espronceda pero yo no lo puedo asegurar

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...