2 de marzo de 2012

E. F. Rochester



Edward Fairfax Rochester, uno de los héroes de la novela del romanticismo que después de más de siglo y medio sigue siendo uno de los personajes literarios más interesantes y que más admiradoras tiene. Creado para ser el hombre que pone a prueba a una persona de gran moralidad religiosa  como es Jane Eyre, que decide alejarse de él para no sucumbir a la tentación de ser su amante.
 Rochester es el dueño de Thornfield Hall, una gran mansión en la que hay espacios agradables y acogedores pero también largos y oscuros pasillos en las plantas más altas; viene a ser algo así como su propio dueño, un caballero de alta sociedad, no guapo pero sí rico, con un oscuro pasado que le atormenta y le hace emocionalmente desequilibrado, es inteligente y perspicaz e intentar mirar en su interior puede ser tan excitante y a la vez temible como recorrer uno de esos grandes y oscuros pasillos sin saber qué o quién va a salir por una puerta u otra.
Al conocer a Jane Eyre ve en ella su salvación, la pureza que él perdió por las circunstancias en las que la vida le deparó y le hizo perder la fe en las personas y convertirse en un ser de moralidad dudosa y con vicios. El desea a toda costa la felicidad que le arrebataron siendo joven, cambiar al lado un alma tan pura como la de Jane, pero en esta vida todo tiene su precio, conseguirá expiar sus pecados a cambio de graves secuelas físicas.

[…] ¿Nunca se ríe usted señorita Eyre? No se moleste en responder, pues ya veo que pocas veces ríe, pero sabe reír de muy buena gana. Créame, no es usted austera por naturaleza, de la misma manera que yo son soy vicioso por naturaleza…veo a intervalos la mirada de una rara especie de ave a través de los barrotes tupidos de una jaula…si estuviera libre volaría hasta las nubes.

Gracias al cine y la televisión hemos podido disfrutar de magníficas adaptaciones de la novela y ver a Rochester en muchos rostros diferentes. ¿Cuál adaptación crees que refleja mejor a este apasionado personaje? ¿Cuál es tu favorito?

“Reconocí a mi viajero de las cejas anchas y negras y la frente cuadrada, que parecía más cuadrada todavía por la línea horizontal de pelo negro. Reconocí su nariz decidida, más llamativa por su personalidad que por su belleza, cuyas anchas ventanas revelaban, pensé, mal genio; su boca, barbilla y mandíbula serias…sí, todas eran muy serias, desde luego. Su talle ahora sin capa, armonizaba con su fisonomía por ser también cuadrado. Supongo que tenía buen tipo en el sentido atlético del término: ancho de pecho y estrecho de caderas, aunque ni alto ni elegante”.
                             
 Puedes votar por tu Rochester favorito en la columna de la derecha, se puede hasta tres votos por la gran variedad que tenemos entre películas y series.
Para mí el mejor sigue siendo Toby Stephens, quisquilloso hasta le final...representa muy bien el alma atormentada y pasional de Rochester creado por Charlotte Bronte. Seguido de Michael Fassbender y Orson Welles.



1 comentario:

  1. Anónimo3/04/2012

    Hola Rosa!!! Qué lindo tema has plateado! Muchas veces la imagen que uno se hace de un personaje, a la luz de la descripción del autor (en este caso autora) del texto, poco tiene que ver con la que luego es la caracterización que hacen de éste en el cine o en la Tv. En ese contexto, tengo que coincidir contigo, que la versión de Jane Eyre que tiene a TOBY STEPHENS como Mr Rochester, es mi favorita. Aunque también me ha encantado la representación del personaje que hizo CIARÁN HINDS, para televisión, y la del huraño inolvidable de GEORGE C. SCOTT, que fue la primera versión que ví, ya vieja cuando la ví, hace muchos años. Dejo mis votos, y te mando un saludo!!

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...